sábado, 6 de septiembre de 2008

Los 10 Jugadores más Laguneros que vi (I)

por Fabián Preciado

Lagunero* es aquel futbolista dotado con un talento inigualable, poseedor de una clase digna de los genios, pero que lamentablemente no encuentra un equilibrio psíquico para consolidar una constancia en el desarrollo de su virtuosismo.
Lagunero es aquél que juega bien cuando se le da la gana, combinando destellos de su genialidad con omisiones inexplicables en cualquier partido, no importa si se trata de una final de campeonato o la primera rueda de una Copa de Leche.
A continuación, un decálogo de los jugadores más laguneros que me tocó ver. Por supuesto que la lista (como todo capricho) está incompleta y desde ya se aceptan sugerencias. Eso sí, los que están, han hecho méritos suficientes:

1- Claudio "Bichi" Borghi: Dicen que cuando Silvio Berlusconi lo vio jugar se le iluminaron los ojos porque al fin podía contar con "Su" Maradona (sus enemigos humildes del Nápoli ya contaban con Diego y sus enemigos ricos de la Juve tenían a Platini). Pero el Bichi nunca pudo afianzarse en el AC Milan y terminó deambulando por clubes europeos de poca monta.
Sus mejores años sin dudas transcurrieron en Argentinos Juniors, donde fue fundamental para la obtención del Nacional 85, la Copa Libertadores del mismo año, y figura en la mítica final Intercontinental que el Bicho perdió con la Juventus en Japón.
Jugador de una clase magistral, famoso por sus rabonas maradonianas (aunque era derecho), parecía destinado a suceder al Diez pero lamentablemente no estuvo a la altura de las circunstancias.

2- Rubén "Mago" Capria: El paradigma del jugador lagunero. Excelente número diez producto de las inferiores de Estudiantes de La Plata, recaló en Racing en el Apertura 95. Una de las mejores pegadas que he visto. Se cansó de hacer goles de tiro libre al tiempo que se cansaba de… jugar.

3- Ángel "Matute" Morales: Enganche de gran habilidad surgido de la cantera Roja. Cerebral, bochinesco, siempre se las arreglaba para ver el claro donde meter un buen pase de gol. Debutó en Independiente en el 94 pero como no tenía lugar lo prestaron a Platense, donde la rompió. Volvió un año después para jugar en el equipo de Menotti, y fue figura.
Por un receso en los increíbles calendarios de AFA, se fue con Menotti a la Sampdoria faltando cuatro fechas del Clausura 97, estando Independiente puntero.
Independiente perdió ese torneo y al año siguiente Matute volvió al país para jugar nada menos que en el Racing de Cappa, donde cumplió un gran papel. Al irse Cappa fue vendido a Mexico y nunca más volvió a ser el mismo. Algunas lesiones y su esencia lagunera lo confinaron al montón de jugadores que triunfan en México pero que una vez que vuelven al país, jamás pueden afianzarse futbolísticamente.

4- Fernando "El Rifle" Pandolfi: No es común encontrase con delanteros habilidosos, de esos que hacen 40 dibujos ahí en el piso, pero toda regla tiene su excepción y el Rifle era eso.
No obstante, era hombre un multifacético que prefería la guitarra en lugar de la redonda, cosa que no está mal... pero bueno, así le fue.
Producto de esa generación dorada que asomó en Vélez Sarfield durante los noventa, su corta carrera (de tan solo nueve años), le sirvió para demostrar - a cuenta gotas- condiciones propias de un fútbol de otra época.

5- Cristian Bassedas: Casualmente, otro jugador surgido de Liniers con carrera escasa (1991-2002). Cuentan los hinchas mayores de 30 años, testigos de sus primeros años en el Fortín, que jamás habían visto a un diez velezano con tanta clase e inteligencia. Sin embargo, sus mejores años quedaron allí, en el José Amalfitani, donde obtuvo nueve títulos, entre campeonatos locales, Copa Libertadores, Copa Intercontinental y otros torneos menores. Como todo lagunero, en muy pocas finales de los logros mencionados fue gravitante, y por eso algunos también lo llamaban “pecho frío”. Por lo general, se lucía cuando sabía que el técnico de turno de la Selección lo estaba observando.

5 comentarios:

  1. no coincido en lo de Bassedas

    ResponderEliminar
  2. COnfesión de Borghi: "La rabona es un defecto, no una virtud".

    ResponderEliminar
  3. De acuerdo en nueve, excepto el ultimo.

    salud,

    Eduardo R

    ResponderEliminar
  4. riquelme en al seleccion es mas lagunero de todos. nunca rindio

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja pobre de vos, el mejor jugador de la seleccion. Lo sacaron contra alemania haciendonos perder el mundial

      Eliminar