domingo, 24 de julio de 2011

Ellos y nosotros, Mariano Fiszman

El sábado pasado me tocó viajar hacia Rosario. Fui con la caravana de la esperanza. Autos con banderas argentinas. Creemos que pasamos al micro de Argentina, un improbable Di María absorto en su ipod o en patas estirado sobre el cabezal de adelante.
Anoche volví con micros de paraguayos cerveceantes y autos de alta gama a ciento cincuenta que empezaron a matizar autos uruguayos, menos ostentosos, pero alegres, después de Zárate.
En el medio está nuestra ausencia.
En el medio del partido, mientras se hace el café: Uruguay juega como jugábamos nosotros cuando nos fue bien en los últimos años: juveniles de Pekerman, equipos olimpícos, equipos de Bianchi, Vélez, Estudiantes, y algún otro.
Me voy a ver el segundo tiempo.

2 comentarios:

  1. Qeé equipo el Uruguay campeón. Qué garrón ser anfitriones e irnos a dormir temprano. ¿Qué nos esperará ahora?

    ResponderEliminar